Receta: Tallarines verdes reducidos en calorías

Sin comentarios Buen bocado - 28/06/2017 - 6:39 PM

tallar.jpg

¿A quién no se le antoja un plato tan delicioso como los tallarines verdes? Este típico plato peruano no solo tiene un sabor espectacular, sino que además nos aporta beneficios para la salud.

El ingrediente principal es la albahaca, una hoja muy parecida a la menta, que se utiliza con frecuencia para condimentar diversos platos. Esta aromática hierba contiene diversos nutrientes que brindan numerosos beneficios para nuestro organismo.

Por ejemplo, contiene flavonoides, un grupo de compuestos producidos por las plantas que cuentan con propiedades antioxidantes, analgésicas y antimicrobianas, mejoran la circulación de la sangre, disminuyen el colesterol y protegen la mucosa gástrica.

Asimismo, la albahaca contiene vitamina A, necesaria para una correcta visión; vitamina K, indispensable para la coagulación; y ácido fólico, necesario para las mujeres embarazadas, pues evita malformaciones en el feto. Además, contiene minerales como calcio, potasio y magnesio, que cumplen diversas funciones importantes en nuestro cuerpo.

Por su parte, los fideos son una buena fuente de energía, sobre todo para niños y deportistas. De la misma manera, la leche y el queso (ambos descremados), aportan proteínas de buena calidad y calcio, un mineral esencial para la buena salud de los huesos.

Generalmente, un plato de tallarines verdes es alto en calorías y grasas. Sin embargo, haciendo algunas modificaciones en los ingredientes, y consumiéndolo en cantidades apropiadas, acompañado de alguna fuente proteica (como un filete de pechuga de pollo o de carne de res) y de ensalada, podría resultar una opción más saludable y con menos calorías.

A continuación, una receta de tallarines verdes reducidos en calorías:

- En una sartén, sudar ½ cebolla picada con ½ cucharadita de mantequilla y sal al gusto.
- Deshojar un atado de albahaca y agregar a la sartén con la cebolla. Cocinar por 1 minuto.
- Licuar la albahaca y cebolla junto con 200 g. de queso fresco light y leche fresca descremada (0% grasa) hasta lograr una consistencia cremosa.
- Servir sobre spaghettis cocidos al dente o el tipo de pasta deseada.

La porción recomendada de fideos cocidos es de ½ taza.

¡Buen provecho!

Escribir un comentario